14.

Buenos días, seres únicos.

sábado, 2 de junio de 2012

Los mismos clavos,el mismo ataud...

Vale, mira; es fácil.
Imagina que nunca sentí nada por ti. Que cuando te veo nada ocurre en mi interior y que esas conocidas mariposas no anidan en mi. Que al ver una foto tuya no me quedo horas y hora mirando lo bonito que eres ni pensando en como sería una vida juntos. Que nunca imaginé como sería despertar a tu lado, o notarte cerca.
Imagina que nunca me quedé mirándote sin un solo parpadeo, o que cuando nuestras miradas coinciden no siento nada. Solo imaginatelo, porque la realidad es todo lo contrario.

2 comentarios:

  1. Imaginar que todo eso es cierto es mi consuelo... Me gusta tu blog :)

    ResponderEliminar