14.

Buenos días, seres únicos.

jueves, 3 de agosto de 2017

Y soy un remolino de emociones.

La magia existe.

Tú me lo demostraste sin darte cuenta.
Sin querer.
Me viste.
A mí, que ya me creía perdida entre tanto silencio.

A mí, que ya no podía dar un paso más con estos pies rotos de vagar por tantos laberintos.

A mí, que me pesaba el pecho y era mi corazón cayéndose a cachitos.

No existe magia más bonita que la que tú me enseñaste.

Me viste, y te quedaste conmigo.
A pesar de que estaba tan vacía que hasta el mar tenía miedo de ahogarse en mis adentros.

Y la arena, de quedarse atrapada entre mis dedos.

De repente tú entraste en mí, queriendo quedarte tan dentro.
Y mientras, mis manos se engancharon a tu pelo encajando tan perfecto.

Hiciste que mi sangre volviese a correr dentro de mí, conectando todas las venas de mi cuerpo.

Y que mi mente volviese a recuperar su paz entre tus susurros.

Tus caricias traspasaron mi piel hasta llenarme de orgasmos.
Y mi corazón recomponiéndose con cada uno de ellos.

Decoraste esos laberintos con recuerdos.

Haciendo desaparecer el vacío con tus besos y el silencio con el sonido de nuestros latidos.

Pero, antes de eso, hiciste algo aún más bonito.

Me miraste.

Y me regalaste un espejo para que yo también me mirase.

Me repetiste que era bonita todas las noches.

Y me lo repetiste tantas veces que me lo terminé creyendo.

Antes de acariciarme la piel, me pedías que lo hiciera yo primero.

Me acompañaste en mi silencio, y esperaste conmigo hasta que yo quisiera que dejara de serlo.

Esperaste a que yo sola encontrara la salida de aquellas paredes monótonas.

Pero esperabas en la puerta para darme tu mano cuando yo estuviera lista.

Querías que yo sola uniera todos mis pedacitos rotos.

Para que yo sola lo hiciera cuantas veces estuviera rota.

Por si tú algún día te ibas.

Aunque quisieras quedarte conmigo para siempre.

Tú y tu magia.

La magia con la que me enseñaste a amar(me) y ser amada.

viernes, 14 de julio de 2017

40 meses ❤

Te elijo a ti, para estar en mi vida. Te elijo cada día de manera deliberada y libremente, sin ataduras. Te elijo siendo consciente de que nada es para siempre (o sí) y que algún día puede que tú no me elijas a mí. Simplemente sabiendo que compartes tu tiempo conmigo porque te importo.
Te elijo porqué quiero que formes parte de mi tiempo y de mis vivencias. Te elijo porqué sé que puedo ser mejor persona con esta elección, con tu compañia, que anda conmigo a lo largo del tiempo. Por eso puedo decirte que eres la persona que se encuentra conmigo en el camino, que no es cosa del azar.
Te elijo a ti para amarte y verte volar todos los dias de mi vida❤

Siempre.

jueves, 13 de julio de 2017

¿Por qué escribo de año en año? En fin.
Se dice que la gente crece, recapacita para no cometer los mismos errores, para ser mejores personas. Mentira.
A mis 22 sé que a las personas les da igual hacerte daño, que no les importa joderte la vida. Que no entiendo como este planeta puede ser tan maravilloso y a la vez pueda tener tanta maldad la gente.
Necesitas respuestas, y no te las dan.
O no formulas las preguntas adecuadas. Claro, será eso, y otra vez, la culpa es tuya.
¿Cuando empezó todo? 
Hace años creías que era tu culpa, que tu rebeldía era quien lo provocaba, pero los años han ido pasando y ha ido a peor, sin tu entender el porqué, el cuándo o el cómo...
Y cuando te han roto el corazón tantas veces q ya no hay donde romper más, te vuelves fría aunque dentro de ti te sientas más sola que nunca.
No hay nada peor que la frialdad...